Navigation – Plan du site
Literatura artúrica y definiciones del poder en la edad media peninsular

Genealogías de la materia de Bretaña: del Liber regum navarro a Pedro de Barcelos (c. 1200-1350)

Francisco Bautista

Résumés

Ce travail étudie la présence de la matière de Bretagne dans des textes liés à la tradition du Liber regum. En premier lieu, il analyse la section consacrée aux rois de Bretagne dans cette tradition, afin de démontrer que celle-ci figurait déjà dans la première rédaction du Liber regum, bien qu'elle n'apparaisse pas dans le seul manuscrit qui conserve le texte (le codex villarencis). Il étudie en outre les ajouts que le texte navarrais apporte à sa source (le Roman de Brut) et ses rapports à d'autres œuvres arthuriennes. Ensuite, il traite de la transmission du texte « Lignage des rois de Bretagne » composé en Navarre par Pedro de Barcelos, d'une part dans le Livro de linhagens, d'autre part dans la Crónica de 1344, et analyse les rares innovations concernant la légende arthurienne que présentent ces deux œuvres. En appendice figure le « Lignage des rois d'Angleterre » de la Crónica de 1344, jusqu'à présent inédit.

Haut de page

Texte intégral

1El primer texto romance en prosa de la península ibérica centrado en la materia de Bretaña no procede, según es sabido, del ciclo artúrico novelesco, sino de la tradición historiográfica, y como su modelo, se trata también de un texto histórico. Me refiero al que llamaré «Linaje de los reyes de Bretaña», basado en el Roman de Brut de Wace, de 1155, transmitido por el Libro de las generaciones, de mediados del siglo XIII, por el Livro de linhagens de Pedro de Barcelos, de mediados del XIV, y por la Crónica de 1404. El uso de la tradición cronística en torno a la materia de Bretaña se pone de manifiesto en otros textos posteriores, a partir de la Historia regum Britanniae, como, por ejemplo, en la General estoria, aunque en ese caso, por el carácter incompleto del texto, nos encontramos con una versión parcial, que no llega a incluir la sección final del texto, y por tanto no alcanza a tratar del rey Arturo, al haberse interrumpido la General estoria mucho antes de llegar a su época.

2En el presente trabajo, me centraré en la tradición del «Linaje de los reyes de Bretaña», tratando de revisar los problemas que comporta su datación y contextualización, así como las innovaciones que introduce frente a su fuente. Tras el análisis de la primera versión del linaje, me referiré a las variantes introducidas por Pedro de Barcelos al incorporar esta pieza en sus obras, con innovaciones que revelan el conocimiento de unas tradiciones distintas a propósito de la leyenda artúrica. De este modo, sobre la base de la exploración de un mismo texto, el «Linaje de los reyes de Bretaña», y de su recepción, asistiremos entonces a un capítulo de las transformaciones de la materia artúrica en la península ibérica, que van de un primer momento en el que los modelos son fundamentalmente historiográficos (aunque no únicamente) a otro posterior en el que es la ficción en prosa el discurso que ofrece nuevas informaciones, que van dejando su huella sobre la estructura del «Linaje».

El Roman de Brut, el «Linaje de los reyes de Bretaña» y otras tradiciones artúricas

  • 1 Los tres testimonios, enfrentados, fueron editados por Diego CATALÁN & María Soledad de ANDRÉS, Cró (...)
  • 2 Diego CATALÁN, De Alfonso X al Conde de Barcelos: cuatro estudios sobre el nacimiento de la histori (...)

3Como he señalado, el primer texto en prosa relacionado con la materia de Bretaña, el «Linaje» incluido en la tradición del Liber regum, se conserva solamente en las copias del Libro de las generaciones, del Livro de linhagens y de la Crónica de 14041. Este texto se basa en lo fundamental en una fuente historiográfica, el Roman de Brut de Wace (1155), según demostró Diego Catalán, y el autor lo resume con cierta fidelidad incorporando toda la estructura de la obra, desde Eneas hasta Gormón, poco después de la muerte de Arturo2.

4Teniendo en cuenta las investigaciones de Catalán, quisiera tratar a continuación dos aspectos concretos que afectan a la contextualización e interpretación del texto: en primer lugar, la situación textual del «Linaje», es decir, la posición que ocupa dentro de la tradición del Liber regum; y en segundo lugar, brevemente, el tratamiento que ahí se realiza de la fuente y las innovaciones que se introducen.

5La documentación más antigua que conocemos del «Linaje de los reyes de Bretaña» se encuentra en una de las versiones del Liber regum, el llamado Libro de las generaciones, de hacia 1260, de modo que se ha tendido a pensar que se trata de una innovación particular de esta redacción. En efecto, el único testimonio conservado del Liber regum original, el códice villarense, de mediados del siglo XIII, no contiene dicha sección, y en cuanto a la segunda versión del Liber regum, producida en Toledo hacia 1220, ninguno de los manuscritos conocidos hasta ahora transmite el texto completo, es decir, todos ellos copian solo la parte final de la obra, de modo que no transmiten la sección en la que se incluiría el «Linaje».

  • 3 Ya en la edición de la Crónica de 1344 y del Libro de las generaciones, Catalán apuntaba que el «Li (...)

6Sin embargo, pese a que el Libro de las generaciones es el primer testimonio de que disponemos para el «Linaje de los reyes de Bretaña», puede afirmarse que tal «Linaje» se encontraba ya en la tradición anterior del Liber regum, e incluso que formaba parte del original. En realidad, esto es algo que ya había sido apuntado por Diego Catalán, pero que hoy podemos asentar con nuevos datos y con mayor seguridad3. Todo ello tiene implicaciones diversas, entre otras para repensar el significado literario del «Linaje» y replantear su contexto.

  • 4 La importancia de este dato analísitico para la cuestión que aquí trato fue señalada por primera ve (...)

7En primer lugar, debe recordarse que una alusión a la materia artúrica aparece ya en unos anales estrechamente ligados al Liber regum original. Se trata de los Anales navarros, compuestos poco después de 1196, fecha de la noticia más moderna en ellos recogida, anales que se han conservado acompañando al Fuero general de Navarra, junto a los linajes de los reyes de Aragón y del Cid procedentes del Liber regum4. He aquí el texto:

  • 5 Juan F. UTRILLA (ed.), El «Fuero General de Navarra»: estudio y edición de las redacciones protosis (...)

Era D. LXXX. aynos fizo la bataylla el rey Artus con Modret equibleno5.

8A partir de los Anales navarros, la noticia pasa a los Anales toledanos I, de hacia 1220, que conservan la entrada sin algunos errores propios del Fuero, aunque con una deformación del nombre de Artús, probablemente por la fecha tardía de los testimonios de estos anales toledanos, todos post-medievales:

  • 6 Henrique FLÓREZ, España Sagrada: theatro geográphico-histórico de la Iglesia de España, Madrid: Ofi (...)

Lidio el rey Zitus con Modret su sobrino en Camblenc, Era DLXXX6.

  • 7 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. lx, n. 39.
  • 8 Sobre esto, me permito remitir a Francisco BAUTISTA, «Original, versiones e influencia del Liber re (...)

9Ya Diego Catalán apuntó que la presencia de esta acotación analística, que aparece por primera vez en una pieza producida en Navarra en el mismo contexto que el Liber regum original, invitaba a pensar que el «Linaje de los reyes de Bretaña» transmitido en el Libro de las generaciones existía a principios del siglo XIII7. En efecto, la estrecha relación entre los Anales navarros y el Liber regum favorece esa conclusión: se trata de dos piezas en romance, compuestas en el mismo entorno, que presentan un diseño histórico muy próximo, y que se transmitieron conjuntamente: así se encuentran en el Fuero general, y así se transmitía también la versión toledana, que incluía el Liber junto a los anales8.

10Más aún, el hecho de que la anotación histórica reproduzca una información del Roman de Brut, la fuente principal del «Linaje» de la tradición del Liber regum, también afianza la hipótesis de que esta obra se conociera y se hubiera manejado en Navarra ya a comienzos del siglo XIII, y por tanto apunta a que el «Linaje de los reyes de Bretaña» formaba parte del Liber regum original. He aquí la nota del Roman de Brut sobre la batalla:

  • 9 Cito el texto por la edición de Judith WEISS, Wace’s Roman de Brut: A History of the British, Exete (...)

Porter se fist en Avalun,
Pur veir, puis l’Incarnatiun
Cinc cenz e quarante dous anz
(Roman de Brut, vv. 13291-13293)9

  • 10 Michael D. REEVE (ed.), Geoffrey de Monmouth, History of the Kings of Britain, Woodbridge: The Boyd (...)

11Ciertamente, este dato remonta a la propia Historia regum Britanniae de Geoffrey de Monmouth («qui illinc ad sananda uulnera sua in insulam Auallonis [...] anno ab incarnatione Domini .dxlii.»), pero antes que suponer que los dos textos (el «Linaje» y los Anales), producidos en un mismo entorno, toman su información sobre la misma materia de fuentes distintas, parece más razonable pensar que ambos derivan del Roman de Brut, que, como he adelantado, sería conocido por tanto en Navarra ya a comienzos del siglo XIII10.

12Otro dato interno del Liber regum, sobre el que no se ha reparado hasta ahora, afianza esta conclusión. Se trata de una referencia incluida dentro de la sucesión de los emperadores romanos, según el manuscrito villarense, que implica que el autor de esa parte, que sin duda pertenece al texto original, conocía la tradición que se da cita en el «Linaje de los reyes de Bretaña». La alusión a la que me refiero tiene que ver con el emperador Constantino, que tiene una posición importante tanto en el «Linaje de los reyes de Bretaña» como en la sucesión de emperadores romanos dentro del Liber regum. He aquí el texto según el Códice villarense:

  • 11 Louis COOPER (ed.), El «Liber regum»: estudio lingüístico, Zaragoza: Institución «Fernando el Catól (...)

Apres de Philipus regno Constantin de Roma, el fillo de Costant e de la reina Elena, filla del rei Iohel d’Angla Terra (Códice villarense, Biblioteca Universitaria de Zaragoza, ms. 225, fol. 11v)11.

13La precisión sobre el linaje de Elena es un dato que concuerda con el «Linaje de los reyes de Bretaña», y que deriva en última instancia del Roman de Brut. Veamos los textos:

D’Engleterre fu reis Choël.
Eleine, une fille, out nurrie [...]
Choël out mal, si enferma,
E al chief d’uit jurs devia.
E Constainz prist sa fille Eleine
Sin tint la terre en sun demeine [...]
E Deus lur ad un filz duné;
Constentin out non, mult l’amerent
E del bien nurrir se penernet
(Roman de Brut, vv. 5604-05, 5651-54 y 5660-62)

Este Joel ovo una fija muy fermosa e avia nonpne Elena [...] Esta fija del rey Joel, Helena, priso la por muger este romano Costant, e ovo el el reysmo con Bretayña. Este Constant ovo en su muger Helena ovo un fijo, que ovo nonbre Constantin de Roma («Linaje de los reyes de Bretaña»; CATALÁN y ANDRÉS, p. 266-267).

14La información incluida en Liber regum sobre el linaje de Elena, al tratar de la sucesión de los emperadores romanos, es de hecho propia del Roman de Brut, es decir, no pertenece al resto de obras historiográficas manejadas por el autor del Liber regum original, de modo que prueba que este tenía noticia de dicha obra. Por lo demás, la forma en la que el texto del Liber se refiere al rey Joel de Inglaterra, como padre de Elena, está destinada a establecer un lazo con el «Linaje de los reyes de Bretaña», que cobra todo su sentido si pensamos que dicha sección formaba parte en efecto de la obra original.

15Toda esta argumentación es corroborada por un testimonio hasta ahora no tenido en cuenta de una temprana versión de esta obra, la correspondiente al Liber regum toledano. Se trata, como el resto de las conocidas para este texto, de una copia incompleta (si bien algo más amplia que las demás, ya que comienza con el nacimiento de Cristo), y no incluye tampoco la sección en la que podría figurar el «Linaje de los reyes de Bretaña». Sin embargo, el copista nos ha dejado una descripción de la materia que se incluía en la parte no transcrita, que permite conocer con seguridad el contenido de la misma, al menos en sus líneas generales:

  • 12 Doy noticia de este manuscrito y de otras copias del Liber regum toledano en un trabajo en curso so (...)

Lo mismo que le sucedio al Doctor al principio [dice el copista] me sucede a mi que no quise que se trasladase aquella parte primera donde se trata de los reyes de Judea, Reyes de Troia, de Italia, de Inglaterra, y de Persia, i emperadores de Roma. Tome pues el principio de donde habla de Iulio Cesar empeçando asi: A cabo de cinquenta i tres años (cursivas mías)12.

16La sucinta descripción del contenido de la primera parte de la obra nos permite saber sin lugar a dudas que el Liber regum toledano, que es el texto al que corresponde esta copia, transmitía el «Linaje de los reyes de Bretaña», sección que se abre con una breve noticia sobre Troya y sus reyes, y donde se trata también de Eneas y de sus primeros descendientes en Italia.

  • 13 Esta es la misma argumentación que permite saber que el Linaje del Cid forma parte de la versión or (...)
  • 14 En otro trabajo en preparación trato de las implicaciones más amplias de este hallazgo para la trad (...)

17El dato proporcionado por este manuscrito es fundamental para la interpretación de la posición del «Linaje de los reyes de Bretaña» en la historia textual del Liber regum. Como sabemos, la versión toledana, al igual que el Libro de las generaciones, enlaza directamente con el Liber regum original, de modo que la presencia en estas dos redacciones (tanto en la toledana como en el Libro de las generaciones) de la sección sobre los reyes de Bretaña no puede corresponder a una innovación propia, ya que no existe una relación directa entre tales versiones. La presencia del «Linaje» en ambas solo puede explicarse entonces como derivada del texto original en el que se basan independientemente los dos textos13. De este modo, la nota sobre la existencia en la versión toledana del «Linaje de los reyes de Bretaña» constituye una prueba inequívoca de que esta formaba parte también del Liber regum original redactado en la corte navarra a comienzos del siglo XIII. Puesto que el Códice villarense, el testimonio más completo que conservamos del Liber regum primitivo, no contiene esta sección, debe suponerse que el copista no incluyó esta parte del texto, del mismo modo que no recogió tampoco el Linaje del Cid14.

18Desde esta perspectiva, la presencia del Roman de Brut en la tradición del Liber regum cobra implicaciones más profundas para la interpretación de este texto en su primera redacción. En efecto, si tenemos en cuenta que el Brut corresponde a una fuente histórica en lengua vernácula, es muy probable que el uso de este modelo haya sido uno de los argumentos que impulsaron la redacción en romance del propio Liber regum original, que, como es bien sabido, constituye la primera obra historiográfica vernácula en la península ibérica. Así pues, el manejo de una obra historiográfica romance, fuente básica del «Linaje de los reyes de Bretaña», que es una de las secciones más amplias del Liber regum, hubo de favorecer y validar la opción por el romance en la obra historiográfica navarra.

19Por otra parte, dado el énfasis del Roman de Brut en el linaje y en la perspectiva genealógica, es posible que también en este sentido el modelo de dicha obra haya jugado un papel importante, probablemente tenido en cuenta en la adopción de tal estructura. Es elocuente, en tal sentido, el comienzo o el cierre del Roman de Brut:

Ki vult oïr e vult saveir
De rei en rei e d’eir en eir
Ki cil furent e dunt il vindrent
Ki Engleterre primes tindrent,
Quels reis i ad en ordre eü,
E qui anceis e ki puis fu [...]

Ci falt la geste des Bretuns
E la lignee des baruns
Ki del lignage Bruti vindrent,
Kin Engleterre lunges tindrent
(Roman de Brut, vv. 1-6 y vv. 14859-62).

20Al margen de ello, la fecha de la redacción original del Liber regum, que puede situarse en torno a 1207, ofrece también un contexto propicio para la recepción de una obra como el Roman de Brut y para la incorporación del linaje de los reyes de Bretaña. En este sentido, cabe destacar el matrimonio entre Berenguela -hija de Sancho VI de Navarra, hermana de Sancho VII, bajo quien se compone el Liber-, y Ricardo Corazón de León, matrimonio que debió ser visto desde la corte navarra como un fortalecimiento de sus relaciones exteriores y también, consecuentemente, como un instrumento de consolidación y proyección del reino. A este respecto, cabe notar que el propio Liber regum identifica un tanto enfáticamente a Berenguela como reina de Inglaterra, al final del linaje de los reyes de Navarra, lo que muestra la importancia que se concedía a este enlace. Los contactos entre la corte inglesa y la corte navarra propiciados por este matrimonio habrían proporcionado, entonces, el escenario para la difusión de una obra como el Brut y de otras tradiciones artúricas -como veremos-, y también para su utilización dentro del proyecto historiográfico del Liber. La nueva datación del «Linaje de los reyes de Bretaña» acarrea, por tanto, nuevas implicaciones para su propia interpretación, que resulta indesligable del proyecto global de la primera redacción del Liber regum.

21Detengámonos a continuación en el texto del «Linaje», y en su relación con la fuente, el Roman de Brut. Se trata de un resumen bastante ajustado de la fuente, que cubre todo el texto. En este resumen, como ya señaló Catalán, se incluyen dos innovaciones principales, incorporando nuevos elementos en dos puntos del relato: por un lado, en el comienzo, donde el autor retrotrae la narrativa hasta Dárdano, el fundador de Troya, y por otro, en la sección dedicada a Arturo, en particular en la batalla de Camlann.

  • 15 Juan CASAS RIGALL, La materia de Troya en las letras romances del siglo XIII hispano, Santiago de C (...)
  • 16 L. COOPER, ed. cit., p. 38.

22El añadido sobre Troya ha sido excelentemente estudiado por Juan Casas Rigall, por lo que no es necesario detenernos aquí sobre esa sección15. Aun así, quisiera destacar dos aspectos: por un lado, que esta innovación parece dictada por la estructura genealógica de la obra, que busca retrotraer la secuencia hasta los orígenes de cada linaje. En este sentido, al situar el origen del «Linaje» en Dárdano, y hablar de sus descendientes, entre ellos Príamo, se establece un puente también con otra sección del Liber regum, concretamente con el Linaje de los reyes de Francia, cuyo comienzo evoca asimismo el universo troyano: «Moroueus, e fo del lignage del rei Prianç de Troia»16. Por otro lado, se trata de una adición consistente con el modo de transmisión del Roman de Brut, en particular con una de las ramas de la transmisión de la obra. En efecto, la rama continental incluye a menudo antes del Brut el Roman de Troie y el Roman d’Enéas, a veces uno de ellos, a veces los dos, y es muy probable que el autor del Liber regum dispusiera de un manuscrito con esta misma estructura.

23El resto de añadidos más importantes se concentran en la sección artúrica. El más relevante tiene que ver con la batalla de Camlann, que marca el ocaso del reino de Arturo. De acuerdo con el Roman de Brut, los ejércitos de Mordret y de Arturo, tras haberse enfrentado en diversas ocasiones después de la traición del primero, combaten finalmente junto a Camlann («juste Camble», v. 13253) hasta la destrucción de ambas huestes. Mientras que Mordret muere en el enfrentamiento junto a la mayoría de sus hombres, Arturo se retira a la isla de Avalon para curar sus heridas, sin que se sepa si consiguió sobrevivir a ellas o si también pereció a causa de la batalla.

24El «Linaje de los reyes de Bretaña» del Liber regum incluye una narración con detalles nuevos, que muestran el conocimiento de otras tradiciones artúricas, relacionadas específicamente con la destrucción del reino artúrico. He aquí el texto:

  • 17 Aunque tomo el texto del ms. BNE 1614, el más antiguo testimonio del Libro de las generaciones, ten (...)

E ellos, que estauan las azes paradas, dixo vn rric omne quel dizian Canblint a Mordret que auia feyto grant enemiga e que se acordase con el rey (~ E elles que tiinham as aazes paradas pera lidiar no monmte de Camblet; e acordouse Mordech que avia feito gramde traiçom e, se emtrasse na batalha, que seria vençido, Livro de linhagens). Mordret inbio mesage al rrey quel ysuese a fabla e quel faria lo que mandaria. E el rrey ysiol a fabla e eyllos abos que estauan en fabla a vna paret auia i un grant fenar e yssio d’i vna grant serpient. E el rey que la vio, metio mano a la espada e enpeço lo de encalçar, e Mordret con el. Lures gentes, que estauan de luent, cuydavan que encalçauan l’uno al otro, e van se ferir las unas azes con las otras. E quoando uieron el rrey e Mordret que lures gentes assi se dauan, fo el rrey a su part e Mordret a la suya, e fo grant batalla. E murio y Mordret e todos los demas de caueros de la vna part e de la otra. En esta batalla morio Galvan, el sobrino de Artus. Et el rrey Artur touo el canpo e fo mal ferido de tres lançadas. E fezo se leuar ad Islaualon por sanar (BNE, ms. 1614, fol. 20v-21r)17.

25De este modo, según nuestro relato, Mordret recibe el consejo de intentar una tregua con Arturo, ya que por haber traicionado al rey estaría destinado a perder la guerra. Se establece una entrevista entre ambos, en el curso de la cual aparece una serpiente. Al intentar Arturo y Mordret matar a la serpiente, sus caballeros, que observan desde lejos la escena, piensan que han comenzado a pelear entre ellos y se desencadena la batalla.

  • 18 D. CATALÁN, De Alfonso X..., p. 388.

26Hay en esa escena ese aire trágico que domina todo el enfrentamiento final entre Arturo y Mordret, por el cual son los equívocos y las apariciones extraordinarias elementos que tornan inevitable la destrucción del mundo artúrico. Por otro lado, lo interesante de esta adición es que no se trata de una invención propia del «Linaje de los reyes de Bretaña» del Liber regum, sino que se emparenta con una tradición que se documenta en un texto inglés muy posterior, el poema estrófico sobre la muerte de Arturo, Le Morte Arthur, compuesto hacia mediados del siglo XIV, donde se recoge una escena similar, que pasará después a partir de ese texto a Le Morte d’Arthur de Thomas Malory, al final de la Edad Media. La versión de la batalla entre Mordret y Arturo en estas dos obras no deja, sin embargo, de presentar numerosas variantes frente al texto navarro, lo que habla de una tradición compleja, que además solo aflora en estas obras. En los textos ingleses, que sin duda responden a una variante más tardía y contaminada de la escena, es de Arturo de quien parte la iniciativa de entrevistarse con su sobrino, a raíz de un sueño en que Galván le conmina a no entrar en combate antes de contar con la ayuda de Lanzarote (tema propio, como señala Catalán, de la Mort Artu)18. Por lo demás, la condición monstruosa de la serpiente que aparece en el texto navarro ha quedado racionalizada en las obras inglesas, donde es solamente el caballero a quien muerde una serpiente que sale de unos arbustos el que, al desenvainar su espada para matarla, ocasiona el desastre.

27Como sea, el motivo de la serpiente como agente destructor se encuentra estrechamente ligado a la leyenda artúrica. Así, en el relato sobre cómo fue engendrado Mordret, nacido de la relación incestuosa entre Arturo y su hermana, se cuenta que el rey, tiempo después de haberse acostado con su ella, tuvo el siguiente sueño, que cito a partir del texto castellano del Baladro del sabio Merlín:

  • 19 Pedro BOHIGAS (ed.), El baladro del sabio Merlín: según el texto de la edición de Burgos de 1498, B (...)

E luego, la noche adelante, el rey soñó un sueño que le parescía que estava en una silla la más rica del mundo, e avía ante él grant pueblo de todas hedades que se maravillara donde tan grand pueblo veniera, e tenyéndolos todos en derredor de sí, vió que salía dél una grand sierpe, e tan fuerte en la semejança que nunca oyera fablar de tal, e siempre andava balando por todo el reyno de Londres a cada parte. E por todos los lugares que yva, quemava todo quanto avía, así que no quedava lugar, ni cibdad, ni villa, ni castillo que todo lo no quemava e destruía, e después que esto fazía, vino a los que estavan con el rey, e cometiólos e matólos, e fuése para el rey e combatióse con él fuertemente. Mas, a la fin, en poco estuvo que no matava el rey a la sierpe, e él quedava llagado mortalmente19.

28No sabemos si este sueño surge de la escena transmitida por el «Linaje de los reyes de Bretaña» del Liber regum, o si es solo un motivo concordante sobre la destrucción del mundo artúrico, pero en todo caso pone de manifiesto que la innovación del texto navarro está efectuada con tino, y revela un buen conocimiento de la materia.

29Al margen de ello, este añadido muestra un interés específico por el rey Arturo, en quien se cifra el momento culminante del linaje de los reyes de Bretaña, como se afirma en el propio texto:

  • 20 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 281.

Este rrey Artus fo muyt buen rrey e leal e vençio a todos sus enemigos, e paso por muytas auenturas e mato muchos gigantes, e fezo tantas bondades que sienpre fablaran del20.

30Por otro lado, esa atención especial por Arturo y muy en particular por la batalla de Camlann coincide también con la circunstancia de que sea justamente ese hecho el que se consigna en los Anales navarros, introduciendo una información novedosa y sorprendente, que no puede juzgarse en absoluto como algo banal, dentro de la tradición analística hispánica.

31Tenemos, pues, un texto temprano, de comienzos del siglo XIII, de origen y horizontes fundamentalmente historiográficos, pero donde también se encuentra la huella de una versión sobre el final del reino artúrico que procede de tradiciones alternativas al Roman de Brut. Sin embargo, no serán estas tradiciones las que se difundirán más tarde en la península ibérica, sino una línea distinta de la narrativa sobre Arturo y sus caballeros que procede ya del desarrollo novelesco de los ciclos en prosa.

Pedro de Barcelos y la materia artúrica

32Como es bien sabido, Pedro de Barcelos manejó un ejemplar del Liber regum, que le sirvió de estructura para la parte inicial de su Livro de linhagens, y en tal texto incluye también una versión del «Linaje de los reyes de Bretaña». La versión del Liber regum manejada por Pedro de Barcelos corresponde a la redacción toledana, y puesto que sabemos ahora que tal versión incluía también la sección sobre los reyes de Bretaña, lo más probable es que esa parte de su texto derive también de dicha redacción. El mismo texto del Liber regum, probablemente ya a través de su adaptación en el taller historiográfico de Pedro de Barcelos, fue usado también en la Crónica de 1344, aunque aquí solo de una forma más puntual y selectiva, para cubrir lagunas de otras fuentes o para completar algunos puntos del proyecto de la obra. En este apartado, analizaré las características de las secciones vinculadas al «Linaje de los reyes de Bretaña» en ambas obras.

33La versión del Liber regum que Pedro de Barcelos ofrece en el Livro de linhagens incluye numerosas innovaciones, sobre todo para las secciones de la materia correspondiente a los reinos hispánicos, en donde el autor se sirve de otras fuentes para completar o desarrollar la materia genealógica, como sucede al tratar de Castilla o del Cid. La copia de las secciones anteriores (la bíblica o la relativa a los reyes persas o los emperadores) es bastante fiel, y esta misma fidelidad se observa en líneas generales en la sección relativa al «Linaje de los reyes de Bretaña».

  • 21 Cintra editó algún fragmento correspondiente a esta sección (Luis Filipe Lindley CINTRA, Crónica Ge (...)

34Por otro lado, Pedro de Barcelos usa también el «Linaje de los reyes de Bretaña» en la Crónica de 1344, aunque en este caso solo se trata un breve fragmento correspondiente a la parte final, que comienza después de la muerte de Arturo, que don Pedro resume, y que sirve como antesala de un linaje de los reyes de Inglaterra que llega hasta la época del autor. Se trata de un texto inédito, que solo figura en la primera versión de la crónica21. Y aunque este linaje comienza justamente después de la sección artúrica tiene también interés para nuestro tema, como veremos más adelante.

35Las innovaciones fundamentales de Pedro de Barcelos en el Livro de linhagens se centran en un par de apostillas a su fuente situadas en la narración de la batalla de Camlann. La primera de ellas tiene como centro el personaje de Galván. Si el texto del «Linaje» navarro señalaba que Galván era uno de los caballeros muertos en dicha batalla, Pedro de Barcelos especifica que la verdadera razón de su muerte tenía que ver con el reto entre Galván y Lanzarote, y las heridas que el primero sufre en el combate:

  • 22 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 283, §449-450.

E as gentes que estauam longe virom que hia huũ apos outro, e foromsse ferir huũas aazes com as outras, e foy grãde a batalha, e morreo Galuam, o filho de rrey Artur, de huũa espadada que tragia sobresaada, que lhe dera Lamçarote de Lago quando emtrara em reto ante a çidade de Ganes22.

  • 23 Sobre el segundo motivo puede verse Fanni BOGDANOW (ed.), La Versión Post-Vulgate de la «Queste del (...)

36Esta información tiene un claro origen novelesco. Es heredera del desarrollo literario de la enemistad entre Galván y Lanzarote, en uno de los hilos argumentales que llevan a la disolución del mundo artúrico. Se encuentra por primera vez en el texto de la Quête de la Vulgata, y se desarrolla en la Post-Vulgata o ciclo del Pseudo-Borón, donde, por un lado, Galván busca vengar la muerte de su hermano, que ha muerto a manos de Lanzarote, y donde, por otro, este jura matar a Galván por la muerte del rey Pelinor23. La escena del combate entre Lanzarote y Arturo aparece en las versiones ibéricas, tanto en la Demanda castellana como en la portuguesa. Veamos el texto de la primera:

  • 24 Adolfo BONILLA Y SAN MARTÍN (ed.), La Demanda del Sancto Grial. Primera Parte: El Baladro del sabio (...)

Y quando Galuan esto oyó, vuo gran pesar, y enbio a dezir a Lançarote assi: «Lançarote, si tu eres tal qual tu dizes, que tu no matastes a mis hermanos aleue, yo prouare ue sí». Y Lançarote, quando esto oyó, vuo muy gran pesar, e dixo que ge lo defendería a lo mejor que el pudiesse; e fue puesta la batalla ante la cibdad de Gaunes [...] E pues que esto oueron puesto, dexaronse correr el vno contra el otro, e dieronse tales golpes, que era marauilla, e duróles la batalla gran pieça, mas a la cima fue mal trecho Galuan, que no pudo mas fazer de armas, e mataralo Lançarote si no fuera por amor de su tío e de los ricos honbres del reyno de Londres. E sabed que en la batalla vuo Galuan vn tal golpe, que nunca después fue bien sano del cuerpo, e assi que aquella llaga lo llego a muerte24.

37Otros aspectos de la glosa de Pedro de Barcelos son más complejos. Por ejemplo, ningún texto, hasta donde sé, se refiere a Galván como hijo de Arturo, según aparece en el Livro de linhagens, sino que lo más común es que se le considere su sobrino, hijo de Lot y de una hermana de Arturo ¿Puede considerarse un error en un genealogista consumado como Pedro de Barcelos? ¿Se trataría de un error en las copias del texto o pudo circular en el occidente peninsular alguna tradición que justificara esta variante?

38Por otro lado, no deja de ser notable que en la glosa de Pedro de Barcelos se aluda a Lanzarote sin que él sea el centro de la información, que habla de Galván, y que se diga solamente que fue quien ocasionó su muerte. Aunque es difícil ofrecer una interpretación ideológica con tan parcos elementos, es posible que esta perspectiva evidencie un distanciamiento por parte de don Pedro del mundo artúrico, y muy en especial del personaje del Lanzarote.

39La segunda apostilla se refiere a la muerte de Arturo. El texto del «Linaje» navarro se refería al hecho de que Arturo recibía tres lanzadas, sin que sepamos muy bien de dónde procede esta información, que corresponde a una de las innovaciones del texto frente al Roman de Brut. En cambio, Pedro de Barcelos añade que Arturo fue malherido también por un golpe de espada que le dio Mordret:

  • 25 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 283, §453.

Elrrey Artur teue o campo e foy mall ferido de tres lamçadas e de huũa espadada que lhe deu Modrech25.

40Esta versión tiene también un claro origen novelesco, y corresponde a la versión canónica de la muerte de Arturo, que se halla en la Mort Artu de la Vulgata. Ahora bien, esta es la misma variante que encontramos en los textos de la Post-Vulgata o ciclo del Pseudo-Borón, en concreto en la Demanda portuguesa, donde Arturo y Mordret combaten frente a frente, el primero hiere de muerte a Mordret, y este descarga su espada contra el rey, traspasando el yelmo y llegando a herirlo fatalmente:

  • 26 NUNES, ed. cit., p. 487; F. BOGDANOW, ed. cit., iii, p. 452-453, y notas en vol. iv.2, p. 445-446 y (...)

Mordaret sentiu bem que era firido aa morte e firiu el-rei seu padre tam feramente que elmo nem almofre nom prestou que a espada nom fezesse entrar atee o osso e do osso lhi talhou gram peça. Daquel colpe foy el-rei a terra e outrossi a terra Mordaret. Em tal guisa como vos eu conto matou rey Artur Mordaret e Mordaret chagou ele aa morte26.

41En este caso no contamos con el texto de la Demanda castellana, pese a que ambos proceden claramente de un mismo modelo, y pese a que es obvio que la escena del enfrentamiento había de estar en el original. En la Demanda castellana ha desaparecido completamente la escena del enfrentamiento entre Arturo y Mordret. No sabemos si se trata de una modificación que obedece a una censura en el texto, o simplemente corresponde a una supresión que tiene su origen en un accidente material, ya que el resultado es muy pobre, con un salto en el desarrollo del texto.

42Al margen de estas dos apostillas, en la incorporación del final del linaje de los reyes de Bretaña en la Crónica de 1344 encontramos asimismo alguna otra información ligada a la leyenda artúrica. Esta materia se sitúa en la crónica después de haber narrado la historia de Aragón, también en forma genealógica, y antes de recoger la sucesión de los reyes de Francia, texto este último que se encuentra inédito. La presencia de estos dos linajes, unida a las listas y genealogías del comienzo de la obra, muestra que Pedro de Barcelos concibió su crónica como un conjunto de linajes regios, con una perspectiva que supera el marco peninsular, y de este modo su obra puede concebirse como un texto estructuralmente próximo y complementario al Livro de linhagens, basados ambos en la categoría del linaje.

43El final de la genealogía de los reyes de Bretaña sirve como punto de partida para ofrecer una presentación de la sucesión de los reyes de Inglaterra, llegando hasta la época del autor. Aquí, tras señalar el final de los reyes de Bretaña, siguiendo el texto del «Linaje» navarro, se propone una transición hacia los reyes de Inglaterra cuya información básica tiene que ver con la conquista de la isla por parte de Carlomagno. Es obvio que Pedro de Barcelos no cuenta aquí con fuentes que le permitan trazar una línea precisa, y se sirve únicamente de esta información para marcar el paso a los reyes posteriores, el primero de los cuales será Eduardo el Confesor, ya en el siglo XI. Veamos el texto de la transición desde la parte final del «Linaje» (parte que se incluye también en el Livro de linhagens) a la sucesión de los reyes de Inglaterra, todo lo cual es propio de la Crónica de 1344:

Aqui se acaba este linaje de los reyes de Bretaña. Cuenta la estoria que de alli adelante fueron reyes algunos ricos onbres poderosos de la tierra e de aquellos que mas podian fincavan por reyes, e a las vezes avian dos o tres reyes. E asi usavan en esta manera fasta que vinie y el rey Charles Maynes, que fue rey de Françia e conquirio toda Ynglaterra, e dexo y rey de su mano, e asi estovo en toda su vida, e algunos dizen que despues en algun tienpo de algunos reyes que despues del desçindieron, mas enpero non lo sabemos de alli adelante quales fueron en çertedunbre quales, ni en cuenta que se fiziesen en Ynglaterra nengunos fechos altos desde el tienpo de Charles Maynes fasta este rey Aduarte, que fue santo, que agora dezimos (Biblioteca Universitaria de Salamanca, ms. 2656, fols. 192v-193r).

  • 27 Véase el comentario a este motivo por F. BOGDANOW, ed. cit., iv.2, p. 342, y los trabajos de Lynett (...)

44La conquista de Inglaterra por parte de Carlomagno es una información que procede también, probablemente, de la tradición artúrica. Es cierto que una noticia de este tipo se sugiere en la Chanson de Roland (v. 372), pero allí la referencia es demasiado fugaz como para dar consistencia a la información que ofrece Pedro de Barcelos27.

45En realidad, la idea de que Carlomagno conquista Inglaterra aparece con claridad ya en el Tristan en prose, si bien se halla también en los textos de la Post-Vulgata o ciclo de Pseudo-Borón, y de nuevo en las versiones ibéricas. Así, al tratar del Castillo Follón, encontramos una referencia a la conquista de la isla, en la que además se caracteriza a Carlomagno como un rey superior a Arturo por su mayor ajuste al cristianismo (escena que figura también en el Tristan en prose):

  • 28 A. BONILLA Y SAN MARTÍN, ed. cit., cap. 288, p. 270; esta sección ha desaparecido en el testimonio (...)

E assi se partió el rey Artur del castillo follón. E quando llego a Camaloc, fizo meter en escrito el nonbre del rey Carlos, e quanto la boz le dixo, fizólo meter en vn almario del Thesoro de la silla de Camaloc, e fue guardado fasta la venida de Carlos Maynes, que conquirio a Inglaterra e a otros muchos reynos, de como la verdadera historia lo cuenta, e bien assi como el rey lo fizo escreuir, bien assi auino todo después; ca auino, quando el rey Carlos lo conquirio, que oyó dezir de aquella torre del castillo follón que Nuestro Señor partiera por medio por librar a Galaz e a sus conpañeros, e fuesse para alla, e dixo que queria fazer aquella torre por amor del buen cauallero, si a Dios pluguiesse, e después fizóla, e no fallan que otra torre fiziesse en toda Inglaterra28.

46Por otro lado, en una referencia que ya solo puede leerse en los textos ibéricos, Carlomagno se cita, de nuevo como conquistador de Inglaterra, en el momento de la batalla de Camlann, donde se cuenta que Arturo ordena colgar la cabeza de Mordret en una torre, y que allí permanece hasta la llegada de Carlomagno.

  • 29 A. BONILLA Y SAN MARTÍN, ed. cit., cap. 425, p. 326; para la Demanda portuguesa, NUNES, ed. cit., p (...)

Assi como el rey mando, assi lo fizieron el arçobisipo e Bleoberis, ca fizieron fazer en el canpo vna muy gran torre, e pusiéronle nonbre la torre de los Muros. E colgaron la cabeça de Morderec encima della. Y estuuo allí fasta que el rey Carlos (~ Charles Mainete, Demanda portuguesa) passo a Inglaterra e fue a ver la torre. E quando Gabaron (~ Galarom, Demanda portuguesa) el traydor, que fizo tanto mal como ya algunas vezes oystes dezir, tomo la cabeça de Morderec que estaua colgada alli, por tal cosa que le pareció que era por falso y denuesto de los traydores del mundo; y el que se sentia por tal, fuesse vna noche para alla e tomóla; e púsola en lugar que nunca supieron della mas; e la torre quedo assi, que nunca fue derribada; e avn agora están ay dos muros della; e han nonbre los muros de la torre de los muertos y es en el llano de Salaberos29.

47Es un pasaje interesante por la interferencia entre las materias de Francia y de Bretaña, al quedar igualados los dos grandes traidores que corresponden a ambas: Mordret y Ganelón. La idea de que este segundo oculta la cabeza de Mordret se basa en la concepción de que los traidores tienen una oculta simpatía entre ellos, al compartir su naturaleza nefanda.

48Estas tres alusiones muestran, entonces, que Pedro de Barcelos conocía un texto novelesco relativo a la Demanda y a la muerte de Arturo. Ciertamente, no son muchas las informaciones nuevas que agrega al texto del «Linaje» navarro, y la última de ellas viene determinada por el deseo de trazar una transición entre la línea de los reyes de Bretaña y la de los reyes de Inglaterra, y por su carencia de fuentes al respecto. Con todo, el hecho de que, como en este caso, haya podido aprovechar informaciones hasta cierto punto secundarias de la leyenda artúrica indica que poseía un buen conocimiento de dichos textos.

49Diego Catalán, al comentar las dos apostillas del Livro de linhagens a las que me he referido, sugirió que Pedro de Barcelos podría haberse basado en un texto de la Vulgata. Con todo, debe tenerse en cuenta que estas informaciones se encuentran también en otros textos en prosa, y que la última información, la relativa a la conquista de Carlomagno, es privativa de del Tristan en prosa y de la Post-Vulgata o ciclo del Pseudo-Borón, y es transmitida por los textos ibéricos. Todo ello invita, pues, a pensar que Pedro de Barcelos conoció un texto de la Demanda peninsular, similar a los conservados en testimonios posteriores. En este sentido, la Demanda habría alcanzado ya una importante difusión a mediados del siglo XIV, lo que justificaría además que justamente las glosas del conde de Barcelos al «Linaje» navarro correspondan a la materia relacionada con la materia vinculada a la destrucción del reino artúrico.

50Resulta notable, en todo caso, que don Pedro no recoja apenas informaciones derivadas del ciclo novelesco al integrar el «Linaje» navarro en su obra genealógica, y que lo haga solamente evocando imágenes de destrucción (tanto el homicidio de Galván por parte de Lanzarote, como la escena de la muerte de Arturo), mientras que el aprovechamiento de la noticia de la conquista de Inglaterra por Carlomagno que incluye en la Crónica de 1344 es puramente utilitario, destinado a propiciar la transición hacia la sucesión de los reyes de Inglaterra de los que Pedro de Barcelos. Es posible que en ello quepa adivinar una valoración negativa del universo novelesco artúrico, que no parece interesarle o merecer su aprobación en cuanto materia literaria, sino exclusivamente en la dimensión histórica inscrita en el modelo que le proporcionaba el «Linaje» navarro.

  • 30 D. CATALÁN, De Alfonso X..., p. 393-399; he vuelto sobre estas breves glosas en F. BAUTISTA, «Sobre (...)

51En todo caso, este mismo «Linaje» será objeto más tarde, en la Crónica de 1404, de nuevas apostillas, que evidencian una vez más el conocimiento de la Post-Vulgata o ciclo del Pseudo-Borón, y particularmente de las versiones hispánicas, como demostró el propio Diego Catalán, algo que no es necesario comentar ya aquí30. De este modo, el autor de dicha crónica, como ya antes Pedro de Barcelos, combinaba la información del «Linaje» con referencias al material artúrico más difundido en el momento en que adapta dicho texto.

Conclusiones

52En definitiva, sobre la base textual del «Linaje» navarro, vemos aflorar diversas tradiciones artúricas. En primer lugar, a comienzos del siglo XIII, en la corte navarra, tenemos una versión abreviada del Roman de Brut, en el que penetran algunas informaciones sobre la leyenda artúrica que tienen un sesgo marginal dentro de ella y de las que desconocemos su origen.

53Esta temprana adaptación del Roman de Brut es interesante por situarse en los orígenes mismos de la prosa romance en la península ibérica, y por la posibilidad de que en la opción por la lengua vernácula para el Liber regum haya tenido un cierto peso el uso de esta fuente romance, que se usa de forma extensiva. Es importante también su nueva contextualización como parte integrante del Liber regum original y por tanto como pieza enmarcable en el entorno en que se compone este texto a comienzos del siglo XIII, porque ello lleva a encuadrar el «Linaje de los reyes de Bretaña» como un ingrediente más del discurso de legitimación de la monarquía navarra en ese momento, que junto al Linaje del Cid, contribuye a dotar a la dinastía de un aval simbólico. En tal sentido, esta primera tradición tiene un enfoque fundamentalmente historiográfico, y los usos posteriores de esta pieza se verán constreñidos por tal orientación.

54Aun así, la influencia del «Linaje» en obras posteriores se convirtió en una suerte de red que hizo posible la acogida de nuevas referencias al mundo artúrico, mucho más puntuales. Ciertamente, es posible que este horizonte historiográfico del «Linaje» navarro no favoreciera la presencia de interpolaciones procedentes de las nuevas tradiciones novelescas, en las que se pone en juego una visión de esa materia completamente distinta. Aun así, los escasos datos que Pedro de Barcelos añade a su fuente indican que se basaba en tradiciones sobre el ocaso del reino de Arturo emparentadas con la Post-Vulgata o ciclo del Pseudo-Borón, seguramente a partir de un texto de la Demanda similar al que se documenta en testimonios peninsulares posteriores. Y a pesar de no dar casi cabida a informaciones procedentes de esta tradición, su manejo de informaciones marginales procedentes de ella muestra que conocía bien esa materia. Por ello es más significativo el laconismo de Pedro de Barcelos y la recuperación de notas negativas u oscuras del universo artúrico, lo que quizá hable de su distanciamiento frente a esta literatura.

Haut de page

Annexe

Apéndice: Linaje de los reyes de Inglaterra en la Crónica de 1344

Este texto sólo se contiene en la primera redacción de la Crónica de 1344, siendo eliminado en la refundición posterior. Transcribo el texto a partir del único testimonio conocido que transmite esta sección (Biblioteca Universitaria de Salamanca, ms. 2656). Regularizo u/v según su valor vocálico o consonántico, introduzco mayúsculas y puntuación.

Crónica de 1344 [Linaje de los reyes de Inglaterra]31

 [fol. 192v] Despues de la muerte del rey Artur ovo dos reyes en Bretaña que agora llaman Ynglaterra: el uno avia nonbre Loth de Leonis e el otro ovo nonbre Costantin el fijo de Canydor, que fue duque de Cornoalla. E despues de la muerte del rey Loth de Leonis ovo hy otros reyes que non fueron del lynaje del rey Artur e ovieron grandes batallas sobre la tierra e sobre el reyno. Entonçe vino hy Gormon e conquirio toda la tierra e echo todos los cristianos en perdiçion, e por esto perdio Bretaña su nonbre e canbiose en nonbre de Ynglaterra. E este Gormon fue fijo de un rey de Africa, e quando morio su padre dexole el reyno que fuese rey, e non lo quiso e diolo a un su hermano, ca dixo que non seria rey fasta que conquiriese reyno por si mesmo de que fuese rey. E moviose de Africa con muy grant poder de gentes que ovo e aparto en Bretaña e çirco al rey Carit en la çibdad de Ginçestre con todos los sismis32 que ay venieron en su ayuda. E quando tenia Gormon çercada Ginçestre alli veno Soberante el sobrino de Gelyn d’Alcarus33 e fizose su vasallo de Gormon e tornose gentil. E Gormon gano esta çibdad por grande arte e mato al rey Tarique e al rey Aldeberant e destruyo toda la tierra e fue en poder de los seysmis. E en aquel tienpo veno santo Agostin en Ynglaterra e torno todos los de la tierra cristianos. E estonçe morio Gormon e finco por rey de Ynglaterra Cavdelent e fue muy buen rey e leal e derechero. E este rey Cavdelent reyno quarenta e ocho años e soterraronlo en Londres. E despues de la muerte del rey Cavdelent reyno so fijo Cavadres e fue muy buen rey, e este rey Cavadres morio en la çibdad de Roma, e dexo por reyes en Gales dos sobrinos el uno avia nonbre Yber e el otro Juni. Aqui se acaba el linaje de los reyes de la Gran Bretaña que venieron de los reyes que fueron de Troya: primeramente del rey Ardanus que la poblo e del rey Priamo e de sus fijos, e de Bruto que poblo a Bretaña e de los que deçendieron e de Uterpadregon e del rey Artur de Bretaña su fijo, e de Costantin de Roma que fue primero quel rey Artur de Bretaña de grandes tienpos, e de Tavdelent fasta Cavadres. Aqui se acaba este linaje de los reyes de Bretaña.

 [fol 193r] ¶ Cuenta la estoria que de alli adelante fueron reyes algunos ricos onbres poderosos de la tierra e de aquellos que mas podian fincavan por reyes, e a las vezes avian dos o tres reyes. E asi usavan en esta manera fasta que vinie y el rey Charles Maynes, que fue rey de Françia e conquirio toda Ynglaterra, e dexo y rey de su mano, e asi estovo en toda su vida, e algunos dizen que despues en algun tienpo de algunos reyes que despues del desçindieron, mas enpero non lo sabemos de alli adelante quales fueron en çertedunbre quales, ni en cuenta que se fiziesen en Ynglaterra nengunos fechos altos desde el tienpo de Charles Maynes fasta este rey Aduarte, que fue santo, que agora dezimos. Mas pero que agora sabemos e acordamos en çierto que despues de la muerte del rey Charles Maynes fueron estos de poco aca [sic] fueron estos que vienen de aquel linaje primero del rey Priamo e de Brutos e este rey que dezimos que acordamos que fuese primero de aquel tienpo aca fue Aduarte, e fue del linaje de los primeros reyes que venian del rey Priamo de Troya e del rey Brutos el que poblo a Bretaña.

E este rey Aduarte fue casado e fue santo e non ovo fijo nin fija, e dexo el reyno a un primo cormano que avia nonbre Guillen Bastardo e era a esa sazon duque de Lonbardia. E un rico onbre avia en Ynglaterra que avia nonbre don Arnaldo, e ayuntose con los mas de la tierra que tovieron con el e tomo nonbre de rey. E este Guillen Bastardo por fecho del reyno ovo su contienda con el rey Arnaldo de Ynglaterra e lidio con el en canpo, e bençiolo e desbaratolo e matolo e finco por rey e señor del reyno de Ynglaterra. E este Guillen Bastardo non ovo fijo, e dexo el reyno a un su hermano que avia nonbre Ruberte Gilcardo, e deste rey Ruberte Gilcardo fue fijo del rey Anrique de Ynglaterra. E este rey Anrique ovo otro fijo que ovo nonbre rey Anrique como el padre, e este rey fue el primero Anrique e fue el que mato a santo Tomas arçobispo de Canturbe. E este rey Anrique fijo deste rey Anrique que mayo a santo Tomas morio primero que el padre, e despues de su muerte finco el reyno de Ynglaterra a don Johan su hermano deste rey don Anrique el primero. E deste rey don Johan salio el rey Richarte Coraçon de Leon. E deste rey Richarte Coraçon de Leon salio el rey Anrique.

E deste rey Anrique de Ynglaterra salio el rey Aduarte, que caso con la reyna [fol. 193v] doña Leonor de Castilla, fija del rey don Fernando el que gano a Sevilla e a Cordoba e la mas del Andaluzia a los moros, e fizo en ella un fijo que ovo nonbre Aduarte como el padre. E este Aduarte el segundo caso con la reyna doña Ysabel, fija del rey don Felipe de Françia el grande, que arrastro el caballo. E este rey Aduarte el segundo ovo en esta reyna doña Ysabel su muger un fijo que ovo nonbre Aduarte. E despues esta reyna fizo tuerto a su marido el rey con un rico onbre que avia nonbre don Rogel de Martamen. E aquel don Rogel de Martame estaba en un castillo que la reyna tenia en arras e conbido al rey que comiese con el, e matolo a trayçion. E este Aduarte, fijo desta reyna, despues a tienpo prendio a su madre e a Rogel de Martame, e puso su madre en un castillo en prision en guisa que non saliese del e mandole dar lo que oviese menester, e a Rogel de Martame mandole dar muerte muy crua e muy mala qual la el meresçia como de traydor.

Haut de page

Notes

1 Los tres testimonios, enfrentados, fueron editados por Diego CATALÁN & María Soledad de ANDRÉS, Crónica de 1344, Madrid: Seminario Menéndez Pidal & Gredos (Fuentes Cronísticas de la Historia de España, 2), 1971, p. 240-290, edición por la que se cita en lo sucesivo.

2 Diego CATALÁN, De Alfonso X al Conde de Barcelos: cuatro estudios sobre el nacimiento de la historiografía romance en Castilla y Portugal, Madrid: Seminario Menéndez Pidal & Gredos, 1962, p. 360-401.

3 Ya en la edición de la Crónica de 1344 y del Libro de las generaciones, Catalán apuntaba que el «Linaje» «existía ya al tiempo de redactarse la primera versión del Liber Regum» (D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. lx, n. 39); más tarde, sin embargo, lo señalaba de forma más hipotética: «No obstante, prefiero no ir más allá en mis elucubraciones de lo que considero razonables inducciones a partir de los datos con que al presente contamos» (D. CATALÁN y Enrique JEREZ, «Rodericus» romanzado en los reinos de Aragón, Castilla y Navarra, Madrid: Fundación Ramón Menéndez Pidal (Fuentes Cronísticas de la Historia de España, 10), 2005, p. 108).

4 La importancia de este dato analísitico para la cuestión que aquí trato fue señalada por primera vez por Diego Catalán (D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. lx).

5 Juan F. UTRILLA (ed.), El «Fuero General de Navarra»: estudio y edición de las redacciones protosistemáticas (Series A y B), Pamplona: Institución Príncipe de Viana & Gobierno de Navarra, 1987, 1, p. 424.

6 Henrique FLÓREZ, España Sagrada: theatro geográphico-histórico de la Iglesia de España, Madrid: Oficina de la Viuda é hijo de Martín, 1767, 13, p. 381.

7 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. lx, n. 39.

8 Sobre esto, me permito remitir a Francisco BAUTISTA, «Original, versiones e influencia del Liber regum: estudio textual y propuesta de stemma», e-Spania, 9, 2010, Apéndice 4, <http://e-spania.revues.org/>

9 Cito el texto por la edición de Judith WEISS, Wace’s Roman de Brut: A History of the British, Exeter: University of Exeter Press, 2002.

10 Michael D. REEVE (ed.), Geoffrey de Monmouth, History of the Kings of Britain, Woodbridge: The Boydell Press, 2007, p. 253. Debo corregir en este sentido mi propia suposición al respecto en F. BAUTISTA, «Original, versiones...», § 83.

11 Louis COOPER (ed.), El «Liber regum»: estudio lingüístico, Zaragoza: Institución «Fernando el Católico» (Anejos del Archivo de Filología Aragonesa, 5), 1960, p. 30. La precisión que aquí nos interesa, señalada en cursiva, no figura en el resto de testimonios de esta sección de la tradición del Liber regum; sin embargo, por cuanto se trata de una lectio difficilior, que no podría haber sido inventada o deducida por un copista, todo indica que forma parte del texto original.

12 Doy noticia de este manuscrito y de otras copias del Liber regum toledano en un trabajo en curso sobre la tradición textual de esta obra (véase la nota 14).

13 Esta es la misma argumentación que permite saber que el Linaje del Cid forma parte de la versión original del Liber regum, ya que el manuscrito villarense tampoco transmite tal sección (remito a F. BAUTISTA, «Original, versiones...»).

14 En otro trabajo en preparación trato de las implicaciones más amplias de este hallazgo para la tradición textual del Liber regum, que exige revisar en varios puntos lo expuesto por mí en «Original, versiones...».

15 Juan CASAS RIGALL, La materia de Troya en las letras romances del siglo XIII hispano, Santiago de Compostela: Universidad, 1999, p. 95-112.

16 L. COOPER, ed. cit., p. 38.

17 Aunque tomo el texto del ms. BNE 1614, el más antiguo testimonio del Libro de las generaciones, tengo en cuenta también la edición de D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 282-283, de donde procede la variante del Livro de linhagens.

18 D. CATALÁN, De Alfonso X..., p. 388.

19 Pedro BOHIGAS (ed.), El baladro del sabio Merlín: según el texto de la edición de Burgos de 1498, Barcelona: Selecciones Bibliófilas, 1957-1961, 1, p. 188-189.

20 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 281.

21 Cintra editó algún fragmento correspondiente a esta sección (Luis Filipe Lindley CINTRA, Crónica Geral de Espanha de 1344, Lisboa: Imprensa Nacional-Casa da Moeda, 1951-1990, 1, p. cdxxix-cdxxx), pero no se ha publicado íntegramente. Ofrezco el texto completo como apéndice a este trabajo. Después del linaje de los reyes de Inglaterra, la Crónica de 1344 incluye un linaje de los reyes de Francia, también inédito, que me propongo editar y estudiar en otra ocasión.

22 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 283, §449-450.

23 Sobre el segundo motivo puede verse Fanni BOGDANOW (ed.), La Versión Post-Vulgate de la «Queste del Saint Graal» et de la «Mort Artu»: Troisième partie du «Roman du Graal», París: Société des Anciens Textes Français, 1991-2001, iv.2, p. 734-736.

24 Adolfo BONILLA Y SAN MARTÍN (ed.), La Demanda del Sancto Grial. Primera Parte: El Baladro del sabio Merlín. Segunda Parte: La Demanda del Sancto Grial con los maravillosos fechos de Lanzarote y de Galad su hijo, in: Libros de Caballerías. i: Ciclo artúrico, Madrid: Bailly-Baillière (Nueva Biblioteca de Autores Españoles, 7), 1907, cap. 420, p. 324b. Poco más adelante se narra el momento de la muerte de Galván: “El rey se vino a la mar, e passo con quanta gente traya, e Galuan, tanto que llego a tierra, murió luego, e leuáronlo al castillo de Coyf”. (cap. 423, p. 325)”. Véase el texto portugués, semejante, en Irene Freire NUNES (ed.), A demanda do Santo Graal, 2ª ed. revisada, Lisboa: Inprensa Nacional-Casa da Moeda, 2005, p. 483 y 485, y las notas de F. BOGDANOW, ed. cit., iv.2, p. 445-446 y 450.

25 D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 283, §453.

26 NUNES, ed. cit., p. 487; F. BOGDANOW, ed. cit., iii, p. 452-453, y notas en vol. iv.2, p. 445-446 y 450.

27 Véase el comentario a este motivo por F. BOGDANOW, ed. cit., iv.2, p. 342, y los trabajos de Lynette MUIR, «Le personnage de Charlemagne dans les romans en prose arthurines», Boletín de la Real Academia de Buenas Letras de Barcelona, XXXI, 1965-1966, p. 233-241 y Mario BOTERO GARCÍA, «Charlemagne dans le Tristan en prose: persistance du mythe», in: Carlos ALVAR y Constance CARTA (ed.), In Limine Romaniae: Chanson de geste et épopée européenne, Peter Lang, 2012, p. 141-150

28 A. BONILLA Y SAN MARTÍN, ed. cit., cap. 288, p. 270; esta sección ha desaparecido en el testimonio conservado de la Demanda portuguesa (NUNES, ed. cit., p. 380, nota); para el texto francés, véase F. BOGDANOW, ed. cit., 3, p. 185-187.

29 A. BONILLA Y SAN MARTÍN, ed. cit., cap. 425, p. 326; para la Demanda portuguesa, NUNES, ed. cit., p. 488-489 y F. BOGDANOW, ed. cit., 3, p. 455.

30 D. CATALÁN, De Alfonso X..., p. 393-399; he vuelto sobre estas breves glosas en F. BAUTISTA, «Sobre la historia literaria castellana en el siglo xiv», in: Javier SAN JOSÉ LERA (dir.),La fractura historiográfica: las investigaciones de Edad Media y Renacimiento desde el tercer milenio, Salamanca: Seminario de Estudios Medievales y Renacentistas, 2008, p. 205-214.

31 Compárese con el Libro de las generaciones, el Livro de linhagens y la Crónica de 1404 (D. CATALÁN y S. ANDRÉS, ed. cit., p. 284-290); el pasaje de la Crónica de 1344 común a esos textos es una abreviación de la materia.

32 sames Libro de las generaciones; saisinis Libro de linhagens; Saisne Brut, v. 13477; se trata de los sajones, que ayudan a Gormón en su invasión.

33 Guilim d’Alcorues Livro de linhagens; no figura en la fuente ni en el Libro de las generaciones. Ignoramos si es innovación propia de los textos de Pedro de Barcelos o se encontraba en su modelo, ya que en este punto carecemos del testimonio alternativo de la Crónica de 1404, que resume el texto y no incluye este pasaje.

Haut de page

Pour citer cet article

Référence électronique

Francisco Bautista, « Genealogías de la materia de Bretaña: del Liber regum navarro a Pedro de Barcelos (c. 1200-1350) », e-Spania [En ligne], 16 | décembre 2013, mis en ligne le 20 décembre 2013, consulté le 25 mai 2017. URL : http://e-spania.revues.org/22632 ; DOI : 10.4000/e-spania.22632

Haut de page

Droits d’auteur

Licence Creative Commons
Les contenus de la revue e-Spania sont mis à disposition selon les termes de la Licence Creative Commons Attribution - Pas d'Utilisation Commerciale - Pas de Modification 4.0 International.

Haut de page
  • Logo CLEA
  • Logo GDRE AILP
  • Logo DOAJ
  • Revues.org